Mostrando entradas con la etiqueta Perez Carreño. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Perez Carreño. Mostrar todas las entradas

11 febrero 2007

La 1ª Republica Española en Gijón y la masoneria


Tumba en el Cementerio de La Almudena (Madrid) de Py i Margall

Ahora que estamos en plena efeméride de los 134 años de la 1º Republica Española, en la que jugaron un papel importante hombres masones como Py i Margall, o Ruiz Zorrila, es momento de hablar de ver la actuación de los masones asturianos y su inclinación ideológica que cada vez es más patente su adhesión a la ideología republicana, en sus distintas versiones y conceptualizaciones.

Es un vacío histórico que no que ha llenado aún, y por tanto, no se ha saldado esa deuda histórica con quienes en un momento u otro impulsaron, ayudaron y respaldaron a que Asturias fuera una vez más una parte del estado republicano, y sería bueno, al menos, que quedase una breve constancia de ello.

Sirva este pequeño artículo como acercamiento a esa desconocida faceta de los masones asturianos, y como no, sirva como justa reivindicación de su papel histórico en unos momentos tan intensos como interesantes como la fue la 1º Republica Española.

Rebuscando en los diferentes archivos, seha encontrado una cierta e importante presencia en Gijón durante los siglos XIX de masones y logias masónicas, cuyos talleres irradiaron una importante actividad social y cultural.

Siempre se ha configurado al francmasón como un hombre de ideales republicanos e igualitarios, y si hasta ahora era un hecho más o menos comentado, creo que los acontecimientos que a continuación se exponen, darán idea cabal del apoyo que siempre tuvo la República por parte de francmasonería, y no vamos a hablar aquí del apoyo a nivel del estado español, sino de nuestra realidad más cercana. Como es la de Gijón:

Con motivo de la proclamación de la 1ª República en 1873, la tarde antes de dicho acontecimiento se habían presentado ante el Alcalde, los Sres. Perez Carreño, (Capitán de la Marina Mercante), Eduardo Guilmain (Tenedor de Libros), pertenecientes ambos a la primera logia que hubo en Asturias: Logia Amigos de la Naturaleza y de la Humanidad, y el activo Apolinar Menéndez Acebal*, que pertenecía a la Logia La Razón; y manifiestan que traían órdenes verbales del Gobernador Civil para que dimitiera la Corporación Municipal y resignasen el mando en el Diputado Provincial D. Alejandro Blanco. Cuestión que al final es adoptada dictándose la siguiente providencia:

Gobierno de la Provincia de Oviedo: Atendiendo a las
consideraciones en queesa CorporaciónMunicipal funda su dimisión he acordado
aceptarla, nombrandoprovisionalmente a los individuos que al margen se expresan
mientras por lasuperioridad no se resuelva lo más procedente.

Lo que participo a V.Para suconocimiento y el de los
interesados, a los efectos oportunos. Dios guarde a V. Muchos años Oviedo
Febrero 13 de 1873

Angel de F. Valmori
De los veinticinco nombres que al margen se nombraban y que el día 14 de Febrero tomaban posesión de su acta de concejales estaban los siguientes francmasones: Segundo García Prada; Francisco Peréz Carreño; Eduardo Guilmain; Justo del Castillo; pertenecientes a la Logia Amigos de la Naturaleza y Humanidad; luego estaban: Apolinar Menéndez Acebal*; de la Logia La Razón y Francisco Diaz*, del Taller masónico Amigos de la Humanidad.

Quedando por estos personajes y por otros diecinueve, constituido el 1º Ayuntamiento Gijonés de la 1ª República Española de 187.

Había entre los concejales salientes Bernardo Rionda*, y Fermín Súarez* que si bien en aquel momento no eran masones, junto con el activo Apolinar, no tardarían en pertenecer a las logias que en aquel momento imperaban en Gijón y que encontramos en diversos cuadros lógicos de los talleres masónicos.

El republicanismo de dicho grupo no solo se manifiesta en esa toma de posesión y posicionamiento sino que además quieren dejar patente a efeméride y por tanto suscriben un documento que presentan al Ayuntamiento para " Perpetuar la memoria de la proclamación de la República, legando a las posteridad un monumento digno de aprecio y veneración proponen a la Corporación se levante un pedestal sobre el que se ha de colocar en mármol del tamaño natural la estatua del gran patricio Jovellanos , entre otras consideraciones..."

Entre los proponentes de la idea estaban Eduardo Guilmain; Pérez Carreño; y la Comisión encargada de llevar a cabo los preparativos estaban : Pérez Carreño; Justo del Castillo:., y Daniel Cerra*:. , entre otros ...

Queda de esta sencilla forma constatada la participación activa de algunos masones asturianos en los actos republicanos de 1873.

* Las personas marcados con asterisco en esos presisos momentos no eran aún francmasones, al menos no constan en las escuestas bases documentales que nos llegado.

Victor Guerra
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...